Pasión y deseo

Pasión y deseo, no son lo mismo.
Yo deseo mirarte a veces con pasión, 
otras con rabia o pena.

La Pasión se desata en una cama, 
el deseo nace en un segundo,
y perdura en la mente infinito.

Yo deseo ser tu confidente, 
deseo un abrazo una palabra, 
pero no apasionarme con tu cuerpo.

Pasión y deseo, pueden ser sexo, 
sin amor, la pasión es puro sexo, 
y el deseo puede ser una obsesión.

Deseo a mis amigos, a mi perro, 
deseo paz, deseo vivir, viajar, 
de la pasión... Mejor no hablar.

Comentarios

Entradas populares de este blog

VOLUNTAD

Labios abiertos